LEO ESPINOSA: Fotografo arquitectónico

Escrito por Camila Fuentes


Leo Espinosa, es fotógrafo de arquitectura nacido en Mérida, Yucatán. Desde muy pequeño estuvo inmerso en el ámbito de la fotografía, con una influencia generada por su familia quienes ya trabajaban en esa industria. A partir de su adolescencia ya tenía claro en que quería desempeñarse como profesional ,y con el paso de los años su hobbie de disparar con la cámara ya era un estilo de vida. Al terminar la preparatoria decide estudiar Licenciatura en Ciencias de la Comunicación, sobresaliendo y destacándose siempre en las materias relacionadas al arte de la fotografía. En esos cinco años de carrera nunca soltó la cámara y siempre fue movido por el bip del obturador, capturando lo que más le interesaba.


Inicia su carrera profesional en el año 1999, cuando culmina sus estudios en la universidad y al mismo tiempo emprende en el camino de la docencia que hasta el día de hoy ejerce. En su trayectoria se encuentran fotografías desde retratos hasta acuáticas y de moda. En el año 2006 decide tomar unos meses sabáticos para conocer y recorrer lugares en Asia y Europa que le ayudarían a potencializar su talento. Viajó con referentes como Steve McCurry y su famoso retrato en NatGeo, pero cada rincón del mundo ofrece sus propias sorpresas. Mientras realizaba sus descargas al ordenador se percataba que un porcentaje mayor correspondía a fotos de paisajes, urbanismo y arquitectura. Prácticamente empezó a hacer más “click” con las edificaciones y con unos ojos nuevos tras esta travesía, se marca un punto importante para entender la relación personal que tenía con la arquitectura.


En su regreso a México, un despacho de arquitectura le da la oportunidad de seguir aprendiendo sobre esta rama e incursionar en lo que para él es más cautivador. Relacionándose con un lenguaje nuevo para él, hallando esa luz que buscaba permanentemente en los rostros, esta vez lo veía con otros ojos, queriendo resaltar siempre la interacción de los materiales con la luz. Ha tenido como referente a Simona Panziron, Cameron R Neilson y otros colegas de los cuales siempre quiere aprender. En estos 14 años ha tenido claro que echando a perder se aprende y el autoaprendizaje son herramientas claves para salir siempre de la zona de

confort y superarse, trata de inculcar esta misma filosofía en sus estudiantes, para él es satisfactorio ver ese legado en ellos. Aun teniendo un gran reconocimiento en su trayectoria de fotografía arquitectónica recalca que aún no tiene una foto favorita. Cada proyecto lo hace enamorar más de los edificios, sus formas y estructuras. Reiterando “yo soy el de constante aprendizaje” seguirá indagando y entendiendo más sobre arquitectura para conseguir esa foto anhelada.