¿Qué c@$&* es el Brandmark? y ¿Por qué debe de interesarte?

Escrito por Manuel Tizando


Pertenecer al amplio y fascinante mundo de la arquitectura nos hace continuamente cuestionarnos sobre qué es lo que nos encanta de ella:


¿Es la construcción en sí?

¿O quizá sea porque entendemos la emoción detrás de cada obra?


Esta duda es la que nos debe de hacer reflexionar constantemente, porque es lo que nos permite introducirnos a un mundo donde la arquitectura conoce al branding y logra plasmar esa emoción a personas que desconocen de la parte técnica en la construcción.


Entendamos que la gran mayoría de nuestros clientes actuales o futuros, desconocen la complejidad detrás de construir una casa o un edificio y es por ello que acuden a los expertos de dichas áreas. Sin embargo, esos mismos clientes sí entenderán de experiencias y emociones.



El brandmark arquitectónico es un concepto que, si lo buscas en internet, encontrarás poca información debido a lo poco explotado que ha sido, pero esto no significa que una gran cantidad de despachos alrededor del mundo lo hayan ejecutado y con gran éxito.


Para explicar este concepto, primeramente, es necesario tener claro qué es brandmark y la forma más simple de definirlo es como “identidad propia”. Los tiempos donde solamente un logotipo era lo suficiente ya quedó atrás, en la actualidad debe de existir un sentido más rebuscado del “por qué” y “para quién”.


(NOTA ADICIONAL: ¿Qué es Brandmark? Es la identidad que forja a tu marca. Para tener una identidad y no un logotipo, necesitas tener primero los fundamentos de una marca... y para ser súper claro, ten en cuenta que una marca no es un logotipo, es una conexión emocional. La forma más fácil de entender lo que es una marca, es pensar que "no es lo que ves, es lo que sientes" una marca es esa "sensación visceral".)


Las marcas que han trabajado su brandmark han logrado identificar cuál es su propósito de valor dentro del mercado y tienen claro que no se trata de solamente vender, sino que ofrecen un valor que va más allá para el cliente meta.


El brandmark arquitectónico parte del cuestionamiento sobre el “por qué construir este tipo de edificación y para quién”. Debemos cambiar el chip de decir “si” a todo tipo de construcción y comenzar a utilizar uno donde la híper personalización sea la que nos haga los expertos en un área específica, con el fin de atender a ese mercado que busca al constructor que entienda perfectamente lo que quiere.

Una problemática frecuente es el desentendimiento con los clientes, debido a que quizá hayamos dicho “si” a un cliente que no comparte nuestra ideología, gustos y emociones, lo cual nos lleva a constantes dolores de cabeza donde, al final, quizá no estemos del todo satisfechos con lo realizado. Una correcta estrategia de brandmark arquitectónico evitará en gran medida esto.


Debemos entender que parte fundamental del éxito de los grandes despachos arquitectónicos alrededor del mundo es que han logrado identificar cuáles son los proyectos donde quieren involucrarse, pero, sobre todo, a quiénes les van a construir y estos últimos son los conocidos como “nichos de mercado”.


(NOTA ADICIONAL: ¿Qué es nicho de mercado? Un nicho de mercado es una parte del mismo con consumidores de similares características que no ven satisfecha su demanda con las ofertas que ofrecen las empresas en un mercado mayor.)


Los nichos pueden ser absurdamente específicos, pero lejos de tomarse como algo sin sentido, es algo que debemos de comenzar a tomar en cuenta ya que el sentido de pertenencia de esas personas, es algo que nos ayudará a que eventualmente lleguen a cada uno de nosotros.


Si tuviera problemas de acné, ¿fueras con un médico general o con un dermatólogo? Obviamente, con el especialista en el tema: el dermatólogo.


Ese mismo ejemplo, llevémoslo a cada uno de nosotros como constructores: ¿eres un arquitecto general o un arquitecto especialista?


Una vez identificado el propósito y el nicho, es cuando podemos comenzar a trabajar en el brandmark arquitectónico, donde toda nuestra identidad la podamos transmitir a la perfección sin necesidad de tener que acudir a la respuesta genérica de “construimos sueños”, porque no, no debemos construir sueños ni edificaciones en serie, debemos construir experiencias que permitan cruzar fronteras y alguien, al otro lado del mundo, haga lo posible por que seamos nosotros los encargados de su proyecto.



¡GRACIAS POR LEER!


3 visualizaciones0 comentarios

Entradas relacionadas

Ver todo