¿Qué te ves haciendo al terminar la carrera?

Escrito por Alberto Alegría Atanacio


El sueño de todos es formar un despacho, tener una constructora, entrar a trabajar en un despacho de renombre o simplemente ser un arquitecto reconocido.


De por si estudiar arquitectura es todo un reto, muy bonito y con satisfacciones pero un reto al fin, en el que solo los que han pasado por lo mismo te entenderán y sabrán de qué hablas cuando haces algún comentario.


Mientras yo estudiaba un arquitecto en clase hizo una pregunta: ¿Qué es lo primero que quiere comprar un arquitecto al salir a las obras? Una Cheyenne. Él nos hacía ver como pensar que necesitabas una camioneta para poder ser arquitecto es una mentira que se ha metido en nuestra mente, pero que es un símbolo de conseguir el éxito como “arquitecto”.

“Haz lo que puedas, con lo que tengas…”

Una frase que aplicó en mi caso fue esta. “Haz lo que puedas, con lo que tengas” Muchas veces no nos sentimos listos o preparados para comenzar y hacer las cosas por nosotros mismos, claro que necesitamos experiencia, y claro que necesitamos poner en práctica todo lo que aprendemos durante tantos semestres, y aquí va una verdad que no estás viendo:

“Estás más preparado que muchos afuera”.

Para mí el camino fue algo distinto porque a diferencia de muchos que comienzan a trabajar en despachos yo comencé haciendo “renders” para una tienda de cocinas italianas, en ese momento fue un trabajo que tomaría mientras encontraba algo mejor.


¿Qué hubiera pasado si en vez de tomar esa oportunidad pequeña hubiera seguido buscando algo grande? Probablemente seguiría buscando por mucho tiempo.


Mientras seguía en el mismo trabajo, empecé a aprender mucho acerca de acabados, de procesos de carpintería, de cotizaciones y algo muy importante, del trato con el cliente. Creo que este es un punto muy importante por 2 razones, muchos arquitectos se enfocan tanto en el proceso de diseño y en lo técnico que olvidan que al final no diseñamos para robots, diseñamos para la gente y la mejor manera de conocer al usuario es interactuar con él.


Antes de terminar este pequeño texto les quiero decir que somos una mezcla de nuestras experiencias y si tienes oportunidad de colaborar y probar la arquitectura desde distintos puntos, te darás cuenta de qué modo o desde qué ángulo quieres involucrarte en el medio, pero tienes que probar para saber si te gusta o no.


En otra ocasión hablaremos de cómo puedes empezar en el mundo laboral, por el momento solo les puedo decir una frase que me agrada mucho:

“En la vida a veces se gana y a veces se aprende”.

¡GRACIAS POR LEER!

14 visualizaciones0 comentarios

Entradas relacionadas

Ver todo